7 razones por las que caleños preferimos casarnos con una guisa

7 razones por las que caleños preferimos casarnos con una guisa





Por Redacción El Chontaduro

Lo bueno de salir con una guisa, es que uno puede llevarla a conocer el mar, así sea a Juanchaco o Ladrilleros, y le van a brillar los ojitos, le va a agradecer toda la vida, va a ser su amor eterno...

 

Los 35 años para los hombres son lo que para una mujer los 30. Todavía me faltan unos años para llegar a esa edad, sin embargo, comienza a sentir uno la presión social, la urgencia, la necesidad manifiesta, de conseguir una hembra; ponerle un anillo que toca comprar con tarjeta de crédito a 36 cuotas, endeudarse más para hacer una fiesta en un sitio más o menos decente, vender un riñón para llevarla a la luna de miel y, finalmente, hacer horas extras como acompañante erótico para pagar la cuota inicial de un apartamento y comprar los muebles. Al fin al cabo uno no quiere ser un ‘solterón’, uno de esos manes que después de los 40 no se ha casado, o bien por gays, o por fracasados.

Lo cierto es que los caleños preferimos, fuera de toda duda, una guisa. ¿Por qué? Bueno, las respuestas son  múltiples, y luego de un concienzudo, profundo e inteligente análisis, he encontrado las razones.

 

1. Cocinan sabroso

¿Se imaginan a una vieja estrato 6 haciendo un sancochito de cola? ¿Creen que va tener sazón a la hora de hacer una rellena o una lechona? ¿Creen que una egresada de la javeriana o del ICESI te va a tener el desayuno, con ‘calentao’, listo el martes a primera hora? No señores, ni cerca. Una guisa cocina con amor, con gusto, como su nombre lo indica, le meten ‘guisito’ al asunto. Eso no tiene precio.

2. Son ‘panteritas’ en la cama

¿Sus fantasías eróticas son bizarras? ¿Le gustan cosas extrañas, desaseadas y desagradables? Nadie como una esposa guisa para decirle que sí a todas sus guarradas descabelladas.




 3. La economía familiar

Guisa que se respete se gana el salario mínimo, a veces hasta dos, por tanto, no es que aporten mucho a la economía familiar. Pero no se engañe, con una esposa ‘gomelita’, su situación económica va a ser todavía más precaria: entre tratamientos de belleza, ‘coctelitos’ con las amigas, vacaciones en Punta Cana o Europa, las exigencias de su perfecta princesita van a terminar por quebrarlo. Nada que ver con una guisa, ‘metelona’, humilde y abnegada, que va a soportar aún las más precarias situaciones financieras, va a gastar poquito y no lo va a abandonar en la miseria.

4. Usted va a ser el de buena familia

Nada más maluco que salir con una hembra que se la pase presumiendo de la familia, sus orígenes burgueses y su infancia de viajes a San Francisco y Nueva Delhi. Lo bueno de salir con una guisa, es que uno puede llevarla a conocer el mar, así sea a Juanchaco o Ladrilleros, y le van a brillar los ojitos, le va a agradecer toda la vida, va a ser su amor eterno.  Son agradecidas con el príncipe que la sacó del pantano.

5. La deslumbra con cualquier güevonada

La lleva a tomar cerveza a La Topa o a tomar aguardiente al Parque del Perro, y su esposa guisa le va a agradecer como si la hubiera invitado a tomar unas mimosas en un brunch en Manhattan. La lleva a tomar helado de Creppes y esta humilde jovencita lo va a mirar como si usted fuera James Bond.

6. Mantiene la casa aseada

Barre, trapea, lava, plancha… sobran los comentarios y las explicaciones. Luego dirán que este artículo es machista, o peor, clasista.

7. Se aguanta la moza

No nos digamos mentiras; después de unos años de matrimonio, es normal que usted se quiera tirar una canita al aire, que le llegue la ‘crisis de los 40′, y quiera conseguirse una amiguita. No se preocupe, su esposa guisa le va a perdonar esos deslices.

 

Como ven, son muchas las razones por las cuales los caleños preferimos una guisa a la hora de contraer nupcias: pese a sus jeans synbol  (sin bolsillos), sus blusas BEBE, su mala pronunciación, su inglés montañero, son la mejor opción a la hora de conseguir una esposa.

 




 

 

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.

*