Con esta frase insultan a los caleños en algunas ciudades de Colombia





Redacción El Chontaduro

 

– ¿Y usted de dónde es? – Me dijo el jefe de selección de una empresa en Bogotá, mientras me entrevistaba para trabajar digitando unos formularios gigantescos.

– De Cali, acabo de llegar a Bogotá hace quince días, buscando nuevas oportunidades de desarrollo profesional – Le respondí utilizando las palabras más formales que se me ocurrieron en ese momento.

– Ah, de Cali… – Me dijo mirándome por encima de las gafas – Entonces es un “Costeño de agua dulce ¿no?”

“Costeño de agua dulce”, es la frase que en algunas ciudades del país utilizan para insultar a los caleños, y de paso, a los costeños.

Obviamente el tipo no me contrató, y mejor, ¿Qué tal trabajar en una empresa donde maltratan a los empleados por su origen?

Nunca había escuchado eso de “Costeño de agua dulce”, pero después de pasar varios años en tierra de rolos, me di cuenta que es común que nos intenten insultar utilizando esa expresión. Es verdad que en Cali asumimos la vida de una manera un poco más relajada que en otras regiones, que la actitud del caleño es más sosegada y tranquila, pero eso no significa que seamos menos trabajadores o emprendedores que la gente de otras ciudades.

Tal vez por la Feria de Cali, el Petronio, la cultura de la salsa, por nuestra cercanía con la cultura del Pacífico, nos hemos ganado una fama inmerecida de perezosos. Lo que confunden con pereza, en los caleños, es más bien alegría, optimismo, creatividad, ¿Acaso es gratuito que desde acá se haya producido la mejor cinematografía colombiana?, ¿no se destacan nuestros científicos en centros de investigación de todo el mundo?, ¿Acaso de dónde son Jorge Isaacs, Andrés Caicedo o Pilar Quintana?

Así que cuando nos digan “Costeños de agua dulce”, no nos ofendamos, a pesar de la intención peyorativa del apodo, la verdad es que si algo nos une al Caribe y el Pacífico, es esa felicidad innata de nuestra cultura, esacapacidad para crear y para salir adelante.